Cunicultura - Realidades y Mitos del Mercado Interno

CUNICULTURA:

REALIDADES Y MITOS DEL MERCADO INTERNO

El mercado interno y su gran potencial, no debe ser descuidado.

Sabiendo de la actual situación económica y social que vive la cunicultura, con la acuciante falta de mercados, la superpoblación de animales, la falta de oportunidades para generar a corto plazo nuevos sistemas de comercialización, la desprotección del sector productivo cunicola nacional, caracterizada por la pérdida de rentabilidad y retraso en su comercialización, son algunas de las consecuencias directas de esta grave crisis con pleno impacto en la pérdida de competitividad frente a un mundo cada vez más globalizado.

La necesidad de sustentabilidad dela Cunicultura Nacional, aparece como un factor común, reconociendo orígenes de esta crisis tanto exógenos como endógenos.

El desarrollo económico-social de la cunicultura nacional, equilibrado y factible, depende tanto de sus objetivos, como  de los recursos básicos necesarios para lograrlo, infraestructuras, capital social, mano de obra calificada, servicios, recursos financieros, etc., pero sobre todo, de cómo  se utilizan, es decir, de la capacidad y habilidad de los agentes y de las instituciones, públicos y privados, para innovar, para actuar estratégicamente, para negociar y cooperar y para darle continuidad a los proyectos encaminados.

Si hacemos un análisis pormenorizado de las causales de bajo consumo interno podríamos mencionar:

1-Falta de conocimientos culinarios

2-Falta de hábitos de consumo

3-Carnes tradicionales más baratas

4.Mascotismo

5-Elevados precios/kg.en la góndola

6-Falta de difusión de las cualidades de la carne de conejos

7-FALTA PRESENCIA DE CARNES DE CONEJOS EN EL MERCADO

Por lo tanto creemos que el mercado interno y su gran potencial, no debe ser descuidado y menos aun despreciado, por lo que debemos hacernos la siguiente pregunta:

¿tiene una alta incidencia en la canasta familiar anual (a un valor total de 13 pesos) el consumo de un conejo de 1,300 kg/familia tipo (4 personas)/ año, lo que representaría un consumo de 325 grs/per cápita/año?

Creo que en un cierto espectro social si, pero hay un gran espectro que abarca las familias de clase social media baja, clase medio y alta que no tienen incidencia  $ 1,09 promedio por mes

Sin dejar de reconocer que las 6 primeras causas tienen importancia, la última es la más importante y relevante  dentro del sistema comercial interno, sino como se explica que Salta, Totoras, etc., tengan un consumo promedio de 300-350 grs/per cápita/año, alcanzando la media mundial:

¿Es porque sus habitantes poseen más dinero que la media  nacional?

¿Tienen una tradición histórica para  el consumo de conejos?

¿Las amas de casa han realizado cursos de cocina o tienen mas chef profesionales?

¿Allí no consumen otras carnes tradicionales, pollos, bovinos, cerdos?

¿La carne de conejo la venden más barata que en el resto del país?

 Las respuestas son obvias, NO, la realidad marca que los productores, asociaciones, cooperativas, se preocuparon para que hubiese PRESENCIA DE CARNE DE CONEJO en la mesa cotidiana, y como dato aleatorio, se duplicó el consumo de carne de conejo en Córdoba, entre los meses de febrero y marzo.

¿Por qué ahora y antes no?   Porque frente a la fuerte caída del precio y comercialización los productores buscaron una alternativa comercial a través de la venta directa, colocando su producción y paliando la crisis.

Por lo tanto sería un error estimular con una campaña nacional el consumo interno, si después no hay donde comprarlo, entonces la otra pregunta es:

 ¿Por qué no hay presencia de carne en el mercado nacional?

 Simplemente porque no hay una cadena comercial interna que garantice legal y bromatológicamente la calidad del conejo faenado, por lo tanto las cadenas de supermercados, carnicerías y otras bocas de expendio, no pueden exhibir un conejo porque corren el riego de clausura.

 Si la población argentina esta conformada por 8 millones de familias (32-34 millones de habitantes) y solamente el 30% (podríamos hablar de un 50-60%) tienen posibilidad de consumir, son 2, 400 millones de conejos que  necesitamos, con lo que estamos exportando  no cubriríamos la demanda nacional.

 La propuesta de la Cámaraes la siguiente, HABILITAR pequeñas salas de faena locales, ya sean nuevas o transformar fábricas de chacinados o peladeros de pollos habilitados, que nos permitan vender un conejo legal y bromatologicamente garantizado  dentro de un ejido municipal, esto basado en el ejemplo si en cada localidad se pudiese vender  un promedio de 25 conejos/semana, enla Pcia. de  Córdoba se necesitarían 45.000 conejos mensuales, 500.000 conejos anuales.

 Por lo tanto este proyecto se basa en lograr que las asociaciones, cooperativas y grupos de productores, con el acompañamiento  de las Municipalidades  y gobiernos provinciales logren los recursos técnicos, legales y económicos para la habilitación de salas categoría C.

 

Dr. Juan C. Daita

Pte. CADECUN